33- Ato, episcopus trecensis, en el Códice Calixtino

          En el desarrollo de la polifonía y el canto Santiago de Compostela y el Camino de Santiago tuvieron una marcada relevancia, como muestra el Códice Calixtino, que además de su destacado contenido monódico de canto llano en el libro I de las liturgias, contiene en su apéndice musical tras el libro V, el primer repertorio polifónico de la Historia de la Música, superiores a otros corpus polifónicos europeos (Winchester y San Marcial de Limoges), y que pueden muy bien considerarse precursor de la gran música polifónica de la escuela de Paris (Leonín y Perotín), con quien tuvo una demostrada relación precursora. Eran los tiempos de la capilla de música formada por canónigos o niños al servicio de la iglesia que cantaban y leían la música sobre facistoles o grandes atriles colectivos sobre los que se apoyaban los libros de música para cantar en las iglesias.

          La colección polifónica del Calixtino, además de una pieza monódica singular com el “Dum pater familias”, incluye veintiún piezas polifónicas pertenecientes a la primera etapa de la polifonía europea (Ars antiqua). Y aparecen en total once personas a los que el Calixtino atribuye estas obras polifónicas y fue una auténtica novedad, pues hasta entonces lo usual era el anonimato, y Compostela fuera la primera en romper con ese hábito como pronto hará la escuela de París poco después. La investigación arroja que en no pocos casos se trata de personajes reales tanto en identidad como en cronología, y los estudios del musicólogo López Calo apuntan a que muy bien estos autores colaborado realmente en la elaboración de estos cantos, lo que tiene un gran interés en la historia de la música, pues serían los primeros autores conocidos de música polifónica, anteriores incluso a Leonin y Perotin, a los que se venía reconociendo como los primeros autores de polifonía. En este caso la escuela de polifonía compostelana sería un precedente de la escuela de Notre Dame de Paris, que actualmente se considera la hipótesis más factible.

      El nombre a que se atribuyen mayor cuantía de obras polifónicas es “Ato episcopus Trecensis”. Se trata de Atón o Hattón, que fue arcediano y deán de Sens y luego obispo de Troyes en la Champaña desde 1125. En 1145 se retiró a la Abadía de Cluny donde murió ese mismo año.

 

          Se le atribuyen siete composiciones en el apéndice polifónico, todas a dos voces: “Nostra phalanx plaudat leta” (Nº 95, folio 214 [185]), “Dum esset salvator in monte Sicut enim vox tonitrui” (Nº 103, folio 216v [187v], “Huic Iacobo Tristis est anima” (nº 104, folio 217 [188]), “Iacobe virginei Tu prece continua” (Nº 105, folio 207 [188]), “O adiutor omnium seculorum Qui subvenis periclitantibus” (Nº 106, folio 217-217v [188-188v]), “Portum in ultimo” (nº 107, folio 217v [188v]), y “Misit Herodes Occidit autem” (Nº 109, folio 218 [189]).

          El Nostra Phalanx es un himno al apóstol Santiago de bellísima factura que los registrados en Spotify pueden escuchar, en versión de Venance Fortunate Ensemble, en el nº 11 de este enlace: 

https://open.spotify.com/album/37MgtzCjQsqTF13ukFWcgX

 

Nostra phalanx plaudat leta
Hac in die, qua athleta
Cristi gaudet sine meta
Iacobus in gloria
Angelorum in curia.

Quem Herodes decollavit,
Et id circo coronavit
Illum Cristus et ditavit
In celesti patria
Angelorum in curia.

Cuius corpus tumulatur
Et a multis visitatur
Et per illud eis datur
Salus in Gallecia
Angelorum in curia.

Ergo festum celebrantes,
Eius melos decantantes
Persolvamus venerantes
Dulces laudes domino
Angelorum in curia.

(Traducción de A. Moralejo)

Aplaudid con alegría,
que Santiago en este día
goza como merecía
en la gloria celestial,
en la curia angelical.

 

Por Herodes degollado,
y por esto coronado
por Cristo y magnificado
en la patria celestial,
en la curia angelical.

 

Cuya tumba venerada
es por muchos visitada
en Galicia les es dada
curación de todo mal
en la curia angelical.

 

Su fiesta, pues, celebremos,
en su honor himnos cantemos
y con loas veneremos
al Señor de siervo tal
en la curia angelical.

 

          El resto de piezas son respuestas para los servicios de la celebración del día de Santiago de las que escucharemos como muestra dos de ellas:

Huic Iacobo Tristis est anima en versión del grupo Sequentia.

R/ Huic Iacobo condoluit dominus tempore passionis sue
velut karus karo suo mesticiam carnis sue,
ostendens ei et dicens.

V/ Tristis est anima mea usque ad mortem,
ostendens ei et dicens.
Gloria Patri et Filio, et Spiritui Sancto

R/ A este Santiago se lamentó el Señor, en el tiempo de su pasión,
como el amigo a su amigo,
mostrándole la tristeza de su carne y diciéndole.
V/ Triste está mi alma hasta la muerte.
Mostrándole y diciéndole.
Gloria al Padre, al Hijo y al Espíritu Santo.

 

Iacobe virginei Tu prece continua

R/ Iacobe virginei frater preciose Iohannis,
qui pius Ermogenem revocasti
corde ferocem ex mundi viciis
ad honorem cunctipotentis

V/ Tu prece continua pro nobis omnibus ora,
qui pius Ermogenem revocasti
corde ferocem ex mundi viciis
ad honorem cunctipotentis

R/ Santiago, preciado hermano del virginal Juan,
que convertiste piadosamente a Hermógenes,
de índole feroz, de los vicios del mundo
al servicio del Omnipotente.
V/ Con oración continua pide por nosotros,
que convertiste piadosamente a Hermógenes,
de índole feroz, de los vicios del mundo
al servicio del Omnipotente.

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en 33- Ato, episcopus trecensis, en el Códice Calixtino, B - MÚSICA y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s